Skip to main content
Go to homepage

Print Page

Primeros auxilios: Piojos

Un piojo es un insecto diminuto y sin alas que se puede pegar al cabello de las personas, desde donde se alimenta de pequeñas cantidades de sangre que extrae del cuero cabelludo. Los piojos, aunque sean muy molestos, no son peligrosos ni trasmiten enfermedades. 

Signos y síntomas

  • mucha picazón en el cuero cabelludo 
  • liendres (o huevos de piojo, que se ven como pequeñas motas ovaladas de color gris, blanco o amarillo sobre las hebras de cabello cerca del cuero cabelludo)
  • piojos (pequeños insectos grises o de color marrón rojizo en las hebras de cabello)
  • bultos rojos y pequeños en el cuero cabelludo 
  • una erupción en el cuero cabelludo, con formación de costras y supuración (si es grave)
  • ganglios linfáticos del cuello inflamados 

¿Qué hacer? 

El médico recomendará un enjuague o loción formulada médicamente para matar los piojos. Es importante seguir al pie de la letra las instrucciones de estos productos porque aplicar una cantidad excesiva o con demasiada frecuencia puede ser nocivo. 

He aquí algunas maneras de eliminar los piojos y las liendres por toda la casa: 

  • Revise las cabezas de todos los miembros de su familia y trátelos de ser necesario. 
  • Lave la ropa de cama y de vestir de toda la familia en agua muy caliente y séquela usando el ciclo caliente de la secadora durante por lo menos 20 minutos. 
  • Limpie en seco toda la ropa de cama, de vestir y los animales de peluche que no se puedan lavar a máquina. 
  • Pase la aspiradora por todas la alfombras, moquetas y muebles tapizados que tengan en casa y en el coche. 
  • Deshágase de los objetos que se usan para el cabello o póngalos en remojo de alcohol durante una hora y luego lávelos en agua con jabón. 
  • Aunque no sea necesario, puede extraer las liendres del pelo usando una leindrera (peine de púas muy finas). 

Haga que su hijo reciba cuidados médicos si: 

  • presenta cualquier signo de tener piojos 
  • se rasca continuamente o se queja de que no se le va el picor 
  • se ha rascado el cuero cabelludo hasta el punto de tenerlo rojo, inflamado, con sangre o pus 

¡Anticipar es la mejor prevención!

Puede ayudar a proteger a su hijo de los piojos enseñándole a:

  • evitar el contacto cabeza-cabeza con otros niños 
  • no compartir peines, cepillos, cintas para el cabello, sombreros, gorros, etc.
  • no acostarse sobre ropa de cama, cojines o alfombras que han sido usadas hace poco por personas que tenían piojos 

Reviewed by: Kate M. Cronan, MD
Date Reviewed: 02-07-2018

Read this article in English

What next?