Skip to main content
Go to homepage

Print Page

Primeros auxilios: Tos

La tos es un reflejo saludable que ayuda a despejar las vías respiratorias. Una tos fuerte o una tos que dura más de una semana requiere que la evalúe un médico. Pero muchas toses están causadas por virus que solo necesitan seguir su curso. 

¿Qué hacer? 

  • Si su hijo desarrolla una "tos de perro" o una tos seca similar a la del "crup", haga que se siente en el baño con usted después de que el agua caliente lo haya llenado de vapor durante unos 20 minutos. 
  • Ofrezca a su hijo abundantes líquidos (leche materna o de fórmula para los bebés; agua fresca o jugo para los niños mayores). Evite las bebidas con gas y las bebidas cítricas que pueden irritar una garganta irritada. 
  • Use un humidificador de vapor frío en el dormitorio de su hijo. 
  • Use gotas de agua salina para aliviar la congestión nasal de su hijo. 
  • Nunca dé pastillas para la tos (riesgo de asfixia de aspiración) a niños pequeños ni medicamentos contra la tos o el resfriado a niños menores de 6 años de edad.

Haga que su hijo reciba cuidados médicos si:

  • tiene fuertes espasmos al toser o fuertes ataques de tos, sibilancias (o "pitos") al respirar o estridor (emiten un sonido agudo al inspirar)
  • tiene una tos que le dura 3 semanas, empeora u ocurre en la misma época cada año, o que parece estar provocada por algo específico (como el polen, el polvo, las mascotas, etc.)
  • tiene fiebre durante más de un par de días 
  • tiene menos de 3 meses de edad 
  • está respirando deprisa o parece que le cuesta respirar 
  • los labios, la cara o la lengua se le ponen pálidos o azules después de toser

¡Anticipar es la mejor prevención! 

Reviewed by: Kate M. Cronan, MD
Date Reviewed: 01-06-2018

Read this article in English

What next?