Skip to main content
Go to homepage

Print Page

Primeros auxilios: Distensiones y esguinces

Una distensión es una lesión en un músculo o un tendón (que conecta músculos a huesos) por un estiramiento excesivo. Los esguinces implican un estiramiento o un desgarro parcial de un ligamento (que conecta dos huesos entre sí). Los esguinces y las distensiones ocurren más a menudo en los adolescentes que en los niños más pequeños. 

Signos y síntomas

  • dolor en la articulación o en el músculo 
  • inflamación y aparición de moretones 
  • calor y enrojecimiento en el área lesionada 
  • problemas para mover el área afectada 

¿Qué hacer?

  • Asegúrese de que su hijo deja la actividad de inmediato. 
  • Dígale que haga lo que le D.I.C.E. su médico durante las primeras 48 horas posteriores a la lesión: 
    • Descansar: dejar reposar el área lesionada hasta que le duela menos.
    • HIelo: envolver un paquete de hielo o una compresa fría en una toalla y colocarla sobre la parte lesionada inmediatamente. Seguir haciéndolo durante no más de 20 minutos seguidos, de cuatro a ocho veces al día.
    • Compresión: dar sujeción a la parte lesionada usando un vendaje elástico de compresión durante por lo menos 2 días.
    • Elevación: elevar la parte lesionada por encima del nivel del corazón para reducir la inflamación. 
  • Dele a su hijo paracetamol o ibuprofeno para el dolor y la inflamación. 

Haga que su hijo reciba ayuda médica urgente si:

  • nota mucho dolor cuando le tocan o le mueven la parte afectada 
  • tiene problemas constantes para sostener su peso 
  • le aparecen más moretones 
  • se le adormece o nota hormigueos en el área lesionada 
  • una de sus extremidades parece estar "torcida" o "deformada"
  • presenta signos de infección (el calor, el enrojecimiento, la inflamación o el dolor van en aumento)
  • la distensión o el esguince no parecen estar mejorando 5 a 7 días después de haberse lesionado 

¡Anticipar es la mejor prevención!

Enseñe a su hijo a hacer un adecuado calentamiento y a hacer estiramientos antes y después de hacer ejercicio físico o de practicar deporte, y asegúrese de que siempre lleva el equipo de protección necesario.

Reviewed by: Kate M. Cronan, MD
Date Reviewed: 02-07-2018

Read this article in English

What next?