Go to homepage

¿A quiénes se les puede realizar una cirugía para reducir el peso?

¿Qué es la cirugía para reducir el peso?

La cirugía para reducir el peso (también llamada cirugía bariátrica) es un procedimiento que se realiza para ayudar a las personas con mucho sobrepeso y que no pueden bajar de peso con una dieta normal y programas de ejercicio físico.

¿Cualquier persona con sobrepeso puede hacerse una cirugía para perder peso?

La cirugía de pérdida de peso funciona, pero se trata de una operación importante. Los médicos suelen recomendar esta cirugía únicamente a las personas con mucho sobrepeso. Estas son las personas que deben perder más de 100 libras de peso y que enfrentan problemas de salud graves si no pierden peso.

Las personas que son sometidas a la cirugía de pérdida de peso deben prepararse para la operación. Pero también hay muchas cosas por hacer después de la cirugía. Los pacientes deben afrontar el período de recuperación y aprender a adaptarse a una forma completamente nueva de comer y de vivir. Puede ser duro y difícil. No todo el mundo está preparado para ello.

¿Cómo deciden los médicos quién puede hacerse la cirugía?

Determinar si un adolescente está preparado para una cirugía de pérdida de peso es una gran decisión. En esta decisión participa mucha gente: pacientes, familias, médicos, dietistas, especialistas en ejercicio físico y psicólogos.

Los adolescentes solo se pueden beneficiar de este tipo de operación de pérdida de peso si:

  • Tienen al menos 14 años y ya han atravesado la pubertad.
  • Tienen un índice de masa corporal (IMC) de 35 o superior, además de problemas médicos graves provocados por el exceso de peso, como la diabetes o la apnea del sueño.
  • Tienen un IMC de 40 o superior y problemas médicos de menor gravedad.

De todos modos, el peso y la edad solo son una parte de los factores que se deben tener en cuenta. Antes de que una persona pueda ser sometida a la cirugía, los médicos tienen en cuenta otros factores, como los siguientes:

  • ¿El paciente es lo suficientemente sano como para la cirugía? Con frecuencia, los médicos trabajan junto con los pacientes para mejorar su salud en los meses previos a la cirugía. Esto puede hacer que la cirugía de pérdida de peso sea más segura y eficaz.
  • ¿El paciente es maduro emocionalmente para la cirugía? Las personas que se realizan la cirugía de pérdida de peso tal vez deban enfrentar dolor, tiempos de recuperación extensos y complicaciones. Los pacientes deben estar preparados para aceptar y afrontar todas estas cosas.
  • ¿Sabe el paciente todo lo que implica la operación? La operación solo es un paso en el proceso de pérdida de peso. Lo que ocurre después de la operación podría ser incluso más importante que la operación en sí misma.
  • ¿El paciente se toma en serio la necesidad de cambiar a una nueva forma de comer y de vivir después de la operación? La gente que se somete a una operación de pérdida de peso no puede volver a su vieja forma de vida. Necesita seguir una dieta y un programa de ejercicio físico cada día, tomar suplementos minerales y vitaminas, y acudir a todas sus visitas médicas. Si el paciente no es capaz de hacer todas estas cosas, la operación, considerada de forma aislada, puede no ser suficiente para perder el peso necesario y no volver a recuperarlo.
  • ¿Los integrantes de la familia ayudarán a que la operación sea un éxito? Adoptar una nueva forma de comer, hacer ejercicio físico regularmente y acudir a las citas puede resultar difícil sin ayuda. Los pacientes deben contar con una familia que les dé el apoyo práctico y emocional que necesitan.

Tomar la decisión

Toda persona que se plantea la posibilidad de someterse a una operación de pérdida de peso debe tener varias reuniones con médicos y psicólogos para decidir si esta operación es o no la mejor opción. A veces, los médicos no creen que la persona esté preparada. En otros casos, los pacientes y sus familias deciden que no se trata de la opción adecuada.

Después de informarse bien sobre la cirugía de pérdida de peso, algunas personas prefieren probar una vez más las opciones tradicionales para perder peso, como comer mejor y hacer más ejercicio físico.

La cirugía de pérdida de peso no es para todo el mundo. Pero el esfuerzo puede valer la pena en el caso de personas con mucho sobrepeso y con problemas de salud graves debido al peso. Si te preocupa tu peso o crees que podrías beneficiarte con una cirugía de manga gástrica, habla con tu médico.

Reviewed by: Mary L. Gavin, MD
Date Reviewed: 15-06-2018

Read this article in English