The driveway to the Kay Jewelers Pavilion on our Akron Campus will be closed for 2-4 weeks beginning Oct. 10. Click HERE for details.
Go to homepage

Estenosis valvular aórtica

¿Qué es una estenosis valvular aórtica?

Una estenosis valvular es cuando la válvula aórtica (la válvula que hay entre el ventrículo izquierdo y la aorta) es demasiado pequeña, estrecha o rígida.

Los síntomas de una estenosis valvular aórtica dependen de lo pequeño que sea el estrechamiento de la válvula. Mucha gente no presenta ningún síntoma y hay otra que presenta síntomas leves. Los casos leves pueden no requerir tratamiento alguno. Pero los niños con una estenosis valvular aórtica grave deberán someterse a una operación para corregirla a fin de que la sangre circule por el cuerpo con normalidad.

¿Qué ocurre en una estenosis valvular aórtica?

Las válvulas aórtica y pulmonar controlan la salida de sangre desde el corazón. Se abren para dejar que la sangre avance y luego se cierran rápidamente para impedir que la sangre retroceda.

illustration

En la estenosis valvular aórtica, la válvula aórtica es demasiado pequeña y estrecha y no se puede abrir por completo. Esto hace que el corazón tenga que trabajar con más intensidad, al tener que hacer pasar la sangre por una válvula anormal. Con el paso del tiempo, este estrés añadido puede debilitar el corazón.

 

Illustration: Aortic Stenosis

¿Cuáles son los signos y los síntomas de una estenosis valvular aórtica?

Mucha gente con estenosis valvular aórtica no tiene ningún síntoma. Hay otras personas que presentan síntomas leves que no suelen crear molestias.

Los lactantes con casos más graves de estenosis valvular aórtica pueden presentar signos de insuficiencia cardíaca, como dificultades para ganar peso, problemas de alimentación y problemas respiratorios que se desarrollan poco después del nacimiento.

La gente con una estenosis valvular aórtica grave puede tener dolor de pecho, falta de aliento, cansancio y mareos. Estos síntomas pueden empeorar durante las actividades y el ejercicio físico.

¿Cuál es su causa?

En los niños, la estenosis valvular aórtica ocurre cuando parte del corazón del bebé no se desarrolla como se debería desarrollar durante el embarazo. Los médicos no saben por qué ocurre, pero no se debe a nada que la madre haya hecho o haya dejado de hacer durante el embarazo, de modo que no se puede prevenir.

¿Quién la desarrolla?

La estenosis valvular aórtica suele afectar a adultos mayores, pero hay algunos bebés que nacen con esta afección. Se trata de una anomalía que es más frecuente en los niños que en las niñas.

¿Cómo se diagnostica una estenosis valvular aórtica?

Los médicos suelen poder identificar una estenosis valvular aórtica antes de que nazca el bebé. Esto permite que los bebés que presenten problemas graves al nacer se puedan tratar de forma inmediata.

Un ecocardiograma fetal es un tipo de prueba que ayuda a diagnosticar las anomalías cardíacas. El ecocardiograma fetal es una ecografía detallada que permite ver cómo es y cómo funciona el corazón del bebé mientras está dentro del vientre materno.

Si el problema no se detecta antes de nacer, los lactantes y los niños mayores de quienes se sospecha que podrían sufrir un problema de corazón se someten a ecocardiogramas. Con menor frecuencia, se acude al cateterismo cardíaco cuando el diagnóstico no está claro. En este procedimiento, un médico introduce un catéter (un tubito de plástico fino y flexible) dentro de una arteria o una vena que lleva hasta el corazón.

¿Cómo se trata la estenosis valvular aórtica?

Los casos leves de estenosis valvular aórtica pueden no requerir ningún tipo de tratamiento. A veces, los síntomas de esta afección se pueden tratar con medicamentos, pero en los casos graves, es necesario corregir o sustituir la válvula.

Hay varios tipos de procedimientos que se pueden seguir para reparar o sustituir la válvula aórtica. Los niños pequeños con un problema grave se pueden tener que someter a una valvuloplastia con globo durante el cateterismo cardíaco. En este procedimiento, un médico introduce un globo en la válvula aórtica y lo infla para dilatarla.

La sustitución valvular supone utilizar una válvula artificial o la válvula de un donante para sustituir la válvula anormal del niño.

Para decidir el tipo de tratamiento a seguir, los médicos tienen en cuenta:

  • la ubicación y el tamaño del estrechamiento
  • la edad y la talla del niño
  • lo bien que estén funcionando las demás válvulas del corazón
  • si el niño se ha sometido o no a cirugía cardíaca previamente
  • si el niño padece o no otras afecciones médicas

De cara al futuro

El mayor reto que deben afrontar los niños con estenosis valvular aórtica es que esta afección puede reaparecer después de recibir tratamiento. Puede ocurrir por distintos motivos, como el tejido cicatrizal que se forma después del procedimiento o porque la válvula que substituye a la válvula anormal no crece al ritmo del niño. Por este motivo, algunos niños pueden necesitar varias operaciones.

Debido a que la estenosis valvular aórtica puede ser una afección que dura toda la vida, los niños que la padecen deberán asistir a revisiones regulares con un cardiólogo (un médico especializado en tratar problemas de corazón) para asegurarse de que el estrechamiento no está empeorando.

Muchos niños con esta anomalía no necesitarán someterse a ningún tratamiento médico específico, y aquellos que se deban someter a él podrán disfrutar de la mayoría de las actividades regulares después de recuperarse. Los niños y los adolescentes con estenosis valvular aórtica de moderada a grave deben hablar con sus cardiólogos antes de practicar deportes competitivos o de estar muy activos desde el punto de vista físico.

Reviewed by: Steven B. Ritz, MD, MSEd
Date Reviewed: 17-07-2017

Read this article in English