Hogares a prueba de asma

Hogares a prueba de asma

(Asthma-Safe Homes)

Probablemente te gusta sentirte bien en tu hogar. Si tu sufres de asma puedes tomar medidas para remover o reducir al mínimo los desencadenantes que pueden provocarte problemas respiratorios y ataques de asma.

Cuando hablamos de desencadenantes nos referimos a los elementos (como el polen, el moho, los ácaros de polvo y el humo del tabaco) que pueden empeorar la condición de la persona que sufra de asma. La persona que padece de asma siempre tiene cierto nivel de hinchazón o irritación en sus vías respiratorias y la exposición a los desencadenantes puede empeorar el problema. Los desencadenantes generalmente no son dañinos para la mayoría de las personas, pero si tu sufres de asma, estos agentes pueden provocarle tos, dificultades al respirar, y falta de aliento.

Los desencadenantes del asma en el hogar

Debido a que los desencadenantes son diferentes para cada persona, tu necesitas consultar con tu doctor para averiguar cuáles son los factores que desencadenan ataques de asma en ti. Una vez que los hayas identificado y sepas cuáles empeoran tus síntomas, tu podrás comenzar a eliminar esos objetos u organismos de tu hogar.

Lo que tendrás que hacer dependerá de los factores que empeoran tu condición. Algunas personas sólo se ven afectadas por los restos de la piel (células muertas) o pelos de algunos animales mientras que otros se ven afectados por otros desencadenantes. Por ello, puede que te lleve algún tiempo averiguar todas las medidas preventivas que deben tomarse para eliminarlos.

El aire en el interior de la casa

El aire en el interior de la casa puede contener irritantes como el tabaco, el humo de la leña, perfumes, atomizadores en aerosol, productos de limpieza, y gases emitidos por pinturas o agentes para cocinar. Todos estos factores pueden provocarte ataques de asma. Incluso las velas perfumadas o la tinta fresca de los periódicos pueden ser desencadenantes en algunas personas que sufran de asma.

La contaminación del aire, el moho del exterior, y el polen son también desencadenantes comunes que pueden entrar en tu vivienda, especialmente si dejas las puertas o las ventanas abiertas durante los meses con temperaturas cálidas.

Para mejorar la calidad del aire en el interior de tu casa le recomendamos las siguientes medidas:

Lidiando con los ácaros del polvo

Los ácaros del polvo, desencadenantes comunes del asma, son organismos microscópicos que viven en el polvo. Su dieta consiste principalmente de las células muertas provenientes de la piel de los seres humanos (algo desagradable pero cierto). Hay muchos ácaros del polvo en los muebles tapizados, en ciertos tipos de cama y de colchones, y en las alfombras. La mayor cantidad de ácaros del polvo se encuentra generalmente en las habitaciones.

Tu no podrás deshacerse completamente de los ácaros del polvo pero sin embargo, puedes tomar las siguientes medidas para reducir tu contacto con estos microorganismos:

Reduciendo el moho al mínimo

El moho es un organismo microscópico viviente que se parece a una planta. Crece con mucha facilidad en los lugares húmedos como los baños y los sótanos. El moho se reproduce con facilidad enviando lo que se conoce como esporas de moho al aire. Las esporas de moho pueden ser desencadenantes de asma.

La clave para eliminar el moho de tu hogar es mantener las cosas lo más secas posible. Para lograrlo, tus padres pueden tomar las siguientes medidas:

Lidiando con las cucarachas y los animales

Los animales son desencadenantes de asma significativos - un 30 por ciento de las personas que sufren de asma son alérgicos a uno o más animales. Las alergias que sufren estas personas son ocasionadas por una proteína específica que se encuentra en las capas externas de la piel de los animales, la saliva, orina o plumas. El pelo de los animales no causa alergia en sí mismo, pero puede almacenar ácaros, polen o moho. Cualquier animal que viva en una jaula, tanto los pájaros como los jerbos (en Inglés gerbils), puede producir deshechos que atraerán moho y polvo.

Los animales como las mascotas no son las únicas criaturas que ocasionan alergias en tu hogar - las cucarachas son desencadenantes de asma importantes que puede ser difíciles de evitar en los apartamentos.

Si tu tienes una mascota, lo mejor que puedes hacer es encontrarle otro hogar. Obviamente, esto no es posible para todas las personas y si este es tu caso, intenta seguir los pasos a continuación:

Si las cucarachas son un problema te recomendamos lo siguiente:

A salvo de los desencadenantes

Puede parecerte abrumador el intentar proteger tu casa a prueba de desencadenantes de asma, especialmente si existen varios de estos. A continuación detallamos cinco pasos que puedes seguir para comenzar este proceso:

1. Utiliza coberturas o revestimientos para los colchones de tu cama
2. Deshazte de las alfombras
3. Limpia el polvo
4. Deshazte de las infestaciones de insectos
5. Evita el humo del tabaco

Revisado por: Elana Pearl Ben-Joseph, MD
Fecha de revisión: octubre de 2010





Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.

© 1995-2014 The Nemours Foundation/KidsHealth. Todos los derechos reservados.





Bookmark and Share

Related Articles
Asma El asma es una afección crónica de los pulmones que provoca la inflamación de las vías aéreas (los conductos que transportan el aire hacia el interior y el exterior de los pulmones).
Asma causada por alergias El asma causada por alergias es un tipo de asma común en los niños. En estos niños, los síntomas de asma son causados por reacciones alérgicas a, por ejemplo, ácaros, polen o polvillo proveniente de los animales.
Ataque de asma El momento en el que los síntomas del asma, como el resuello, la tos o la falta de aire, se agravan, se vuelven más frecuentes, o ambas cosas, se conoce como ataque de asma (también, "brote o episodio").
¿Las alergias provocan asma? ¿Son las alergias la causa del asma? La respuesta a esta pregunta es: sí y no. Las personas que padecen determinados tipos de alergia tienen más probabilidades de desarrollar asma.
Los viajes y el asma Lo más divertido de viajar consiste en visitar lugares completamente diferentes. Pero, si tienes asma, un entorno nuevo puede parecerte menos divertido porque siempre tendrás la preocupación de que algo inesperado podría desencadenarte una crisis asmática. Afortunadamente, hay algunos pasos que puedes seguir para evitar problemas mientras estás fuera de casa – y así poder concentrarte en lo más importante: ¡pasártelo bien!
Asma inducida por ejercicio (AIE) La mayoría de personas asmáticas (hasta el 90%) tienen síntomas cuando hacen ejercicio físico. Y algunas personas tienen síntomas asmáticos sólo cuando hacen ejercicio físico. Este trastorno se denomina asma inducida por ejercicio (AIE).
El asma y escuela Hay muchos chicos y chicas de tu edad que padecen asma. Y, si controlas bien tu asma, reducirás las probabilidades de tener ataques muy fuertes y de tener que acudir a toda prisa a la enfermería de tu escuela, la consulta médica o un servicio de urgencias.
iGrow iGrow
Sign up for our parent enewsletter