Picaduras de bichos

Picaduras de bichos

(Bug Bites and Stings)

Las picaduras de bichos no suelen ser más que un molesto fastidio; provocan solo un malestar y/o un dolor de carácter temporal, pero no suelen ocasionar problemas de salud graves ni duraderos. De todos modos, en algunas ocasiones, estas picaduras pueden provocar infecciones que requieren tratamiento y reacciones alérgicas que pueden ser graves e incluso mortales.

Los padres deben conocer tanto los signos de una infección como los de una reacción alérgica y también deben saber en qué tipo de situaciones se debe solicitar atención médica. Si su hijo tuviera antecedentes de complicaciones relacionadas con las picaduras de bichos, usted debería informar a todas las personas que cuiden de él para que sepan qué deberían hacer en el caso de que le picara un bicho.

Cómo actuar ante una picadura de abeja o de avispa

Si su hijo ha tenido una reacción alérgica a una picadura de abeja o de avispa previamente, pida su pediatra que le recete un inyectable de adrenalina (también conocida como epinefrina).

Cómo actuar ante una picadura de araña

La mayoría de las arañas que se encuentran en EE.UU. son inofensivas, exceptuando la viuda negra y la reclusa parda. La araña reclusa parda, un arácnido pequeño de forma ovalada y color marrón con una marca parecida a un violín en la espalda, se encuentra prioritariamente en la región central y meridional de EE.UU. A esta araña le gusta esconderse en lugares oscuros y silenciosos, como los desvanes y garajes, los cobertizos y las pilas de leña. La picadura de esta araña no duele al principio (y es posible que el niño ni siquiera se dé cuenta de que lo ha picado un bicho) pero, en algunos casos, produce hinchazón, cambios en el color de la piel y la aparición de una ampolla, sobre la que más adelante se forma una cicatriz. Los escalofríos, la fiebre, las erupciones, el dolor, las náuseas y, raramente, síntomas más graves (como las convulsiones o el coma) también pueden seguir a una picadura de araña reclusa parda.

La viuda negra, que se encuentra por toda Norteamérica, es de color negro brillante y tiene una marca anaranjada en forma de reloj de arena en el vientre. Su veneno (sustancia tóxica) puede provocar dolorosos calambres que aparecen pocas horas después de la picadura. Los calambres pueden empezar en los músculos que hay alrededor de la picadura, extendiéndose a continuación. La picadura también puede provocar náuseas, vómitos, escalofríos, fiebre, dolor de cabeza y dolores musculares. Si su hijo presenta cualquiera de estos síntomas, o si usted cree que le ha podido picar una viuda negra o una reclusa parda, diríjase a un servicio de urgencias de inmediato.

Cómo actuar ante una picadura de escorpión

Otro tipo de picadura que los padres deben estar pendientes es la de escorpión. Ante este tipo de picaduras, usted debería:

Si a una persona le pica un escorpión, el área de la picadura le dolerá, se le inflamará o enrojecerá, dependiendo de la especie de escorpión que le haya picado. También pueden ocurrir reacciones más graves al veneno del escorpión, que afectan a más partes del cuerpo.

Puesto que es muy difícil distinguir entre un escorpión peligroso y uno inofensivo, todas las picaduras de escorpión deben ser tratadas por un médico o pediatra. Si es posible capturar al escorpión sin incurrir en riesgos innecesarios, lo mejor es capturarlo y llevárselo al pediatra para que lo pueda identificar. El hecho de saber qué especie de escorpión ha picado a su hijo puede facilitar su tratamiento.

Cómo actuar ante una picadura de garrapata

Después de regresar de áreas boscosas (o de sus inmediaciones), inspeccione con atención el cuerpo de sus hijos y de sus mascotas en busca de garrapatas. Las garrapatas que se extraen durante las 24 a 48 horas de haberse enganchado a la piel es muy proco probable que trasmitan la enfermedad de Lyme. Las garrapatas más comunes son las de los perros y las de los ciervos (estas últimas son las pueden trasmitir la enfermedad de Lyme).

Si detecta una garrapata en su hijo, haga lo siguiente:

Cómo prevenir las picaduras

He aquí algunas medidas que puede tomar para proteger a su familia de las picaduras de bichos:

Revisado por: Larissa Hirsch, MD
Fecha de revisión: abril de 2014





Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.

© 1995-2015 KidsHealth® Todos los derechos reservados.
Imagenes proporcionadas por iStock, Getty Images, Corbis, Veer, Science Photo Library, Science Source Images, Shutterstock, y Clipart.com





Bookmark and Share

Related Resources
Web SiteMedlinePlus informacion de salud Un servicio de la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU
Web SiteCentros para el Control y la Prevencion de Enfermedades
Web SiteCuidadoDeSalud.Gov Tome el control del cuidado de su salud.
Related Articles
El Virus del Nilo Occidental Durante los últimos veranos, la estación de los mosquitos se convirtió en algo más que una simple molestia en algunas zonas del país. La amenaza del Virus del Nilo Occidental hizo que una picadura de mosquito se convirtiera en una causa de preocupación en todo Estados Unidos.
El virus del Nilo Occidental El virus del Nilo Occidental se transmite a los seres humanos mediante la picadura de los mosquitos que probablemente hayan recibido el virus al alimentarse de pájaros infectados.
La enfermedad de Lyme Probablemente ya habrás oído hablar sobre la enfermedad de Lyme. Se suele asociar con áreas arboladas y los prados donde viven los ciervos. La enfermedad de Lyme es más frecuente en el noreste de EE.UU. y la parte noroccidental de EE.UU. bañada por Pacífico, así como en los estados más septentrionales de la región central superior de EE.UU.
La enfermedad de Lyme Puesto que las garrapatas son difíciles de detectar y es fácil que sus picaduras pasen desapercibidas, es importante conocer y estar pendiente de los síntomas de la enfermedad de Lyme. De hecho, mucha gente que contrae esta enfermedad no recuerda haber recibido la picadura de una garrapata. La buena noticia es que no todas las picaduras de garrapata desencadenan la enfermedad de Lyme.
La enfermedad de Lyme La mejor forma de prevenir la enfermedad de Lyme consiste en prevenir las picaduras de garrapata.
¡Ay! ¡Me picó un piojo! El piojo es un parásito marrón y gris ?parásito significa que se alimenta de otros seres vivos.
Alergia a las picaduras de insecto La reacción alérgica no suele ocurrir cuando el niño recibe la primera picadura de insecto, sino cuando el niño recibe la segunda picadura o incluso despues.
Picaduras de bichos Si te pica o te muerde algún bicho, asegúrate de explicárselo a un adulto.
¡Ay! ¡Me picó una pulga! La pulga es un pequeño insecto (no más grande que la cabeza de un alfiler) de color marrón y con un duro caparazón. Las pulgas tienen pequeñas garras en los extremos de las patas que les permiten adherirse a las personas u otros animales de sangre caliente para beberse su sangre.
¡Ay! ¡Me picó una reclusa parda! La araña reclusa parda es uno de los pocos tipos de arañas venenosas de los Estados Unidos. Forma parte de la familia de los arácnidos, que no sólo incluye a las arañas, sino también a las garrapatas, los ácaros y los escorpiones.
¡Ay! ¡Me picó una tarántula! La tarántula es una araña negra y peluda que mide alrededor de 2-3 pulgadas de largo [5-7,5 cm.] (aproximadamente la longitud de una crayola). Pertenece a la familia de los arácnidos, que también incluye a los ácaros, las garrapatas y los escorpiones.
¡Ay! ¡Me picó un jején! El jején también se conoce como mosca negra, aunque puede ser negro o gris. Se trata de un insecto muy pequeño, no más grande que la cabeza de un alfiler.
¡Ay! ¡Me picó una araña viuda negra! La viuda negra es una de las pocas arañas venenosas que hay en los Estados Unidos. Pertenece a la familia de los arácnidos, que no solo incluye a las arañas, sino también a las garrapatas, los ácaros y los escorpiones.
¡Ay! ¡Me picó una nigua! Las niguas son un tipo de ácaro rojo muy pequeño (la mayoría sólo pueden verse con una lupa). Los ácaros no son insectos; son arácnidos, por lo que pertenecen a la misma familia que las arañas, los escorpiones y las garrapatas.
¡Ay! ¡Me picó una abeja! Abeja, o abeja melífera, es el término que muchas personas utilizan para describir cualquier insecto volador con alas y un aguijón. Pero, en realidad, las abejas melíferas son solo una variedad del grupo de insectos que incluye a las avispas, los avispones, las hormigas rojas y las avispas “chaqueta amarilla”.
Evalúe el riesgo de que su hijo contraiga la enfermedad de Lyme A pesar de que el riesgo de contraer la enfermedad de Lyme tras recibir una picadura de garrapata solo oscila entre el 1 y el 3%, es importante tener presentes los factores que influyen sobre este riesgo.
¿Cuál es mi riesgo de contraer la enfermedad de Lyme? ¿El pensar en la enfermedad de Lyme (Lyme disease) te está haciendo pensar que estarías más seguro en el confort de tu habitación en lugar de estar al aire libre? Antes de que salgas a comprar un buen abastecimiento de juegos de video, a continuación te proporcionamos información para ayudarte a calcular tu riesgo de contraer la enfermedad de Lyme.
¡Ay! ¡Me picó una chinche! La chinche es un pequeño insecto (aproximadamente del tamaño de un borrador de lápiz) aplanado y de color marrón rojizo que puede encontrarse en casas del mundo entero. Se esconde durante el día y sale de noche en busca de sangre.
Las chinches Estos pequeños bichitos chupa sangre han producido infestaciones en hoteles y hogares en el último tiempo y la gente revisa frenéticamente los colchones y los muebles en busca de indicios de su presencia.
Las chinches Últimamente ha habido infestaciones de chinches de cama incluso en los hoteles y hogares más limpios que hacen que la gente esté muy alerta, que controle los colchones y los muebles en busca de indicios de estas pestes irritantes y difíciles de controlar.
Picaduras de bichos Las picaduras de bichos, por lo general, no son más desagradables que los deberes escolares –un fastidio pero básicamente inocuas. De todos modos, en algunas ocasiones, las picaduras de insecto pueden provocar graves problemas. Deberías saber cuándo basta con ponerse una bolsa de hielo para aliviarse el dolor o cuándo es necesario ir al hospital.
¡Ay! ¡Me picó un mosquito! El mosquito es un insecto que se encuentra en todas partes del mundo. Existen miles de clases de mosquitos, de diferentes tamaños y colores. El mosquito hembra necesita de la sangre de los vertebrados (los animales que tienen columna vertebral) para poner huevos y producir más mosquitos.
¡Ay! ¡Me picó una roja o colorada! Existen muchos tipos de hormigas de fuego y se encuentran por todo el sudeste y sudoeste de los Estados Unidos. La hormiga roja de fuego importada es la clase más común y agresiva.
Coloradillas Las coloradillas son más pequeñas que el punto que escribimos al final de las oraciones (la mayoría solo se pueden ver utilizando una lupa). Estos miembros de la familia de los arácnidos se encuentran por todas partes, como los prados y las zonas verdes, las orillas de lagos y arroyos y los bosques. Lo que pica, tanto a los hombres como a los animales, son las larvas de coloradilla.
iGrow iGrow
Sign up for our parent enewsletter