Seguridad en el automóvil

Seguridad en el automóvil

Read this article in English(Auto Safety)

Desde el primer viaje en coche del recién nacido desde hospital hasta su casa, los padres son los responsables de garantizar la seguridad del niño durante los viajes. Las lesiones involuntarias son la principal causa de muerte en la población infantil, y mueren más niños a consecuencia de accidentes de tráfico que en ningún otro tipo de lesión involuntaria.

Puede proteger a su hijo siguiendo unas sencillas medidas de seguridad y enseñándole algunas reglas básicas.

Importancia del asiento de seguridad para niños

Utilizar un asiento de seguridad para niños es la mejor protección que puede darle a su hijo cuando viaje en coche. Todos los estados de EE.UU. exigen que los lactantes y niños pequeños vayan bien sujetos en el coche, y por una buena razón. Los asientos de seguridad reducen el riesgo de lesiones potencialmente fatales, sobre todo en bebés y también en niños de edades comprendidas entre uno y tres años. Pero muchas asientos de seguridad se utilizan de forma incorrecta.

A la hora de elegir un asiento de seguridad para el coche, el hecho de seguir una serie de instrucciones generales le ayudará a garantizar la seguridad de su hijo. El mejor asiento de seguridad no siempre es el más caro: es aquel que mejor se adapta al peso, tamaño y edad del niño, así como al vehículo de sus padres.

Cuando elija un asiento, asegúrese de probarlo primero, teniendo en cuenta que la forma en que se exponen los asientos de seguridad en los establecimientos comerciales y las ilustraciones que los acompañan pueden mostrar un uso incorrecto. De usted depende aprender a instalar el asiento de seguridad adecuadamente en su coche y de sujetar correctamente a su hijo con los arneses durante el trayecto.

Si necesita ayuda para colocar el asiento de seguridad en el coche o le gustaría que un técnico comprobara si lo ha colocado correctamente, el gobierno federal de EE.UU. ha establecido estaciones de inspección de asientos de seguridad por todo el país.

Asimismo, muchos centros sanitarios locales, grupos de seguridad de carácter público, hospitales, organismos que velan por el cumplimiento de la ley y cuerpos de bomberos disponen de técnicos o estaciones de instalación de asientos para ayudar a los padres. (Si usted acude a alguno de estos lugares, asegúrese de solicitar que le atienda un técnico de seguridad titulado para pasajeros infantiles.)

Instrucciones para elegir una silla de seguridad

Asientos exclusivas para bebés (desde el nacimiento hasta los 10 - 16 kilos, 22 - 35 libras)

Los asientos exclusivos para bebés son adecuados para recién nacidos, bebés y niños pequeños, de modo que tendrá que comprar otra silla cuando su hijo crezca. Este tipo de asientos están diseñados para proteger a los bebés desde el nacimiento hasta que pesan como máximo 16 kilos (35 libras), dependiendo del modelo.

Los asientos para bebés siempre deben colocarse en la dirección contraria a la marcha del coche porque, en caso de accidente, la parte posterior de la silla protegerá la cabeza, el cuello y el torso del bebé. Los bebés deben viajar siempre orientados hacia atrás hasta que alcancen los límites máximos de peso y estatura recomendados por el fabricante. Como mínimo, los bebés deberían viajar orientados hacia atrás hasta que tengan un año y pesen 9 kilos (20 libras).

Un bebé que pese más de 9 kilos (20 libras) pero que no haya cumplido un año debería seguir viajando orientado hacia atrás debido a que su cuello no es lo bastante fuerte como para sostener la cabeza en caso de accidente. Siga las instrucciones sobre peso y estatura de la silla de seguridad, y viaje con su hijo orientado hacia atrás el máximo tiempo posible, siempre y cuando la silla de seguridad se le siga adaptando al cuerpo.

Muchos asientos de seguridad exclusivos para bebés resultan útiles porque están diseñados para funcionar también como portabebés, sillitas o hamaquitas cuando no se utilizan en el coche. Muchos modelos se encajan y desencajan directamente de una base, lo que permite dejar la base instalada en el coche.

Intente limitar la cantidad de tiempo que su bebé pasa en la silla de seguridad para el coche mientras está en casa o en la guardería. Pasar demasiado tiempo en una silla de seguridad limita los movimientos y las oportunidades de estimulación de los bebés, que son de suma importancia para el desarrollo de las habilidades sensoriales y motoras.

Cómo instalar un asiento de seguridad exclusiva para bebés en el coche

Antes de colocar el asiento de seguridad para bebés, lea atentamente el manual de instrucciones del producto. Los siguientes consejos le pueden ayudar:

Cómo colocar al bebé en la silla y ajustarle las correas de sujeción:

Asientos de seguridad convertibles (desde el nacimiento hasta los 19 kilos, 40 libras)

Las sillas convertibles están diseñadas para proteger a los niños desde el nacimiento hasta que pesan por lo menos 19 kg (40 libras), en función del modelo. Las sillas convertibles son el único tipo de silla de seguridad que se coloca en posiciones diferentes en función de la edad del niño: se orienta en el sentido contrario al de la marcha hasta que el bebé pesa de 10 a 16 kilos (de 20 a 35 libras) y tiene por lo menos un año, a partir de entonces se puede girar, orientándose en el sentido de la marcha.

De todos modos, muchas de las sillas convertibles comercializadas permiten que el niño permanezca orientado hacia atrás hasta que pesa entre 14 y 16 kilos (entre 30 y 35 libras). Es recomendable mantener la silla orientada hacia atrás durante el máximo tiempo posible, mientras lo permitan las instrucciones de la silla.

Las sillas de seguridad convertibles son pesadas y difíciles de transportar. De todos modos, pueden resultar económicas porque eximen de la necesidad de comprar una silla exclusiva para bebés. También es una buena opción para los bebés de tamaño grande, a quienes se les queda pequeña la silla de seguridad exclusiva para bebés antes del año pero tienen que seguir viajando hacia atrás.

Si utiliza una silla de seguridad convertible, asegúrese de que es de la talla de su hijo; un niño pequeño en una silla grande no será una buena elección. Los modelos provistos de bandeja protectora no deben utilizarse con recién nacidos; la bandeja les queda demasiado alta y, en un accidente de tráfico, la cara del bebé podía chocar con ella.

Cómo instalar un asiento de seguridad convertible en el coche

Cómo colocar al bebé en la silla (hasta que cumpla por lo menos un año Y pese por lo menos 10 kilos, 20 libras) y ajustarle las correas de sujeción:

Cómo colocar a un niño pequeño en la silla (mayor de un año Y que pese entre 10 y 19 kilos, entre 20 y 40 libras) y ajustarle las correas de sujeción:

Sillas de seguridad orientadas exclusivamente hacia adelante (de 10 a 20 kilos, de 20 a 40 libras)

Las sillas de seguridad orientadas exclusivamente hacia adelante se han diseñado para proteger a los niños que pesan entre 10 y 20 kilos (de 20 a 40 libras) o más, dependiendo del modelo. Si usted ha utilizado una silla de seguridad exclusiva para bebés, puede cambiar a un modelo orientado exclusivamente hacia delante cuando su hijo tenga por lo menos un año y pese por lo menos 10 kilos (20 libras). Los niños deben viajar en sillas de seguridad con un arnés completo hasta que cumplan por lo menos cuatro años y pesen entre 20 y 40 kilos (de 40 a 80 libras) antes de cambiarse a un asiento elevador.

Existen sillas de coche combinadas que permiten extraer el arnés y cambiar de una silla de seguridad orientada hacia delante a un asiento elevador ajustado con el cinturón de seguridad. Revise la información de su silla de seguridad convertible para instalarla en el coche orientada hacia delante con un niño de más peso y sujetándolo correctamente con el arnés.

Algunos vehículos disponen de sillas de seguridad incorporadas o integradas. Como con otras sillas de seguridad orientadas hacia delante, estas sillas son para niños a partir del año o que pesan por lo menos 10 kilos (20 libras). Algunas se pueden transformar en asientos elevadores que se ajustan con el cinturón de seguridad. Los límites de peso y estatura varían entre coches, de modo que asegúrese de comprobarlo en el manual de instrucciones de su vehículo.

Asientos elevadores (de 20 a 37 kilos, 40 a 80 libras)

Los asientos elevadores son sillas de seguridad para viajar en automóvil para niños que superan el tamaño de las sillas convertibles o exclusivamente orientadas hacia delante pero todavía son demasiado pequeños para sujetarse exclusivamente con el cinturón de seguridad del vehículo. Muchos estados tiene leyes que exigen asientos elevadores para niños de hasta ocho años y 37 kilos (80 libras) de peso, o con una estatura de unos 150 centímetros (cuatro pies y nueve pulgadas).

Instrucciones para elegir un asiento elevador

Tipos de asientos elevadores

Hay asientos elevadores de muchos tipos diferentes. Los asientos elevadores que se ajustan con el cinturón de seguridad levantan a los niños hasta una altura en que pueden utilizar con seguridad la banda de la cintura y la del hombro del cinturón de seguridad. Hay modelos con respaldo alto o sin respaldo. Los modelos con respaldo alto son recomendables cuando el coche tiene los respaldos de los asientos bajos, y los modelos sin respaldo se pueden utilizar si el niño puede apoyar la cabeza hasta el nivel de las orejas sobre el respaldo del asiento del vehículo o sobre el reposacabezas.

Las sillas de coche combinadas se pueden utilizar con arneses como las sillas de seguridad orientadas hacia delante hasta que el niño pese aproximadamente 19 kilos (40 libras) o como asientos elevadores que se ajustan con el cinturón de seguridad, si se retiran los arneses cuando el niño supera los 19 kilos (40 libras).

Los asientos elevadores con protector frontal (sin respaldo y con una bandeja protectora delante del niño) se han diseñado para coches que solo disponen de cinturones de seguridad para la cintura, pero no ofrecen una protección adecuada en la parte superior del cuerpo. Si su coche no dispone de cinturones de seguridad para la zona de los hombros en los asientos traseros, solicite que se los instalen en el concesionario.

Si no es posible instalarlos, la Academia Americana de Pediatría (AAP, por sus siglas en inglés) recomienda viajar con un niño que sea mayor de un año y que pese entre 10 y 19 kg (de 20 a 40 libras) en una silla de seguridad convertible u orientada exclusivamente hacia delante. Los niños que pesen más de 19 kilos (40 libras) nunca deberían utilizar asientos elevadores con protector frontal a menos que se les extraiga este protector y se utilicen como si fueran un asiento elevador ajustado con el cinturón de seguridad del vehículo (tanto el de la cintura como el del hombro).

Cómo instalar un asiento elevador en el coche

Cómo colocar al niño en el asiento elevador de forma segura:

Los niños de estas edades ya empiezan a entender lo importante que es ponerse el cinturón y es posible que quieran hacerlo ellos solos. Asegúrese de que se abrochan bien los cinturones de seguridad y elógielos cuando se los pongan por propia iniciativa.

Cuando a los niños se les quedan pequeños los asientos elevadores

Los niños pueden dejar de utilizar asientos elevadores cuando son lo bastante grandes para utilizar los cinturones de seguridad para la cintura y el hombro mientras permanecen sentados en el asiento del coche con la espalda apoyada en el respaldo y las rodillas dobladas sobre el borde del asiento sin que se caigan hacia los lados. El cinturón de la cintura debería quedar bajo, sobre la parte superior de los muslos, y el del hombro debería reposar cómodamente sobre la parte central del pecho.

Los niños deberían poder mantener esta postura durante todo el viaje. Esto suele ocurrir cuando el niño alcanza una estatura de aproximadamente 150 centímetros (cuarto pies y nueve pulgadas).

Recuerde que la banda del hombro del cinturón de seguridad nunca se debe abrochar detrás de la espalda del niño ni bajo el brazo. Y nunca se debe utilizar un solo cinturón para sujetar a dos niños (o a un adulto y un niño), un accidente de tráfico podría hacer que sus cabezas chocaran.

Si suele llevar a otros niños en coche o viaja con otros niños aparte de su hijo, es conveniente que tenga a mano un asiento elevador de sobra, sobre todo si no está seguro de que alguno de los niños cumple los requisitos de estatura para utilizar el cinturón de seguridad. Siempre es mejor viajar seguro que dejar que un niño que no es lo suficientemente alto utilice exclusivamente el cinturón de seguridad.

Airbag y niños

Cuando se combinan con los cinturones de seguridad, los airbag protegen a adultos y a adolescentes de posibles lesiones durante los choques. Han salvado muchas vidas y evitado muchas de lesiones graves. Pero los niños pueden sufrir lesiones, e incluso fallecer, si viajan en el asiento delantero del coche cuando se activa el airbag.

Los airbag se diseñaron pensando en los adultos: deben abrirse con mucha fuerza (de hasta 320 km / h; 200 millas por hora) para proteger a un adulto de sexo masculino de tamaño medio (que pese unos 75 kilos; 165 libras) de posibles lesiones. Mientras esta fuerza es adecuada para los adultos y los niños de gran tamaño, puede ser peligrosa para los niños pequeños y de pequeño tamaño, pudiéndoles provocar graves lesiones craneoencefálicas y de cuello.

Proteja a los niños de las lesiones provocadas por los airbag siguiendo las reglas que figuran a continuación:

El sistema LATCH

Desde septiembre de 2002, la mayoría de vehículos nuevos disponen de unos puntos de anclaje para las sillas de seguridad y la mayoría de las sillas de seguridad tienen anclajes que encajan en esos puntos.

Uno de los principales problemas de instalar sillas se seguridad correctamente en el coche era la incompatibilidad existente entre sillas de seguridad y vehículos. El sistema de anclajes inferiores y correas de sujeción para niños (LATCH, por sus siglas en inglés) se elaboró para facilitar la instalación de las sillas de seguridad porque no requiere utilizar los cinturones de seguridad del vehículo.

En este sistema, una correa de sujeción asegura la parte superior de la silla de seguridad a un punto de anclaje ubicado en el estante superior que cubre el maletero, el suelo posterior del coche o bien el respaldo de los asientos traseros, en función del modelo de vehículo. Los anclajes inferiores aseguran la base de la silla de seguridad a un punto ubicado entre el cojín del asiento trasero del coche y su respaldo.

Debe utilizar el sistema LATCH solo en las posiciones recomendadas tanto por el fabricante del vehículo como por el fabricante de la silla de seguridad. No utilice nunca a la vez el sistema LATCH y el cinturón de seguridad del coche para instalar una silla. Elija el método que permita asegurar mejor la silla al coche.

La mayoría de las sillas de seguridad orientadas exclusivamente hacia delante fabricadas después de septiembre de 1999 disponen de correas de sujeción para la parte superior de la silla, y la mayoría de vehículos fabricados después de septiembre de 2000 disponen de anclajes para estas correas. Desde septiembre de 2002, la mayoría de vehículos nuevos también disponen de puntos de anclaje inferiores y la mayoría de sillas de seguridad disponen de anclajes que encajan en estos puntos.

Si compró su vehículo o la silla de seguridad después de estas fechas y no disponen de anclajes o correas de sujeción, llame al fabricante.

Reglas para viajar con niños en el coche y el autocar escolar

La mayoría de los niños pasan tiempo en el coche o en el autobus escolar todos los días, y se les deberían enseñar algunas reglas muy sencillas para viajar en estos vehículos y contribuir a su seguridad.

Asegúrese de explicar a su hijo que estas reglas deben seguirse en todas las ocasiones, independientemente que quien conduzca y de lo corto que sea el trayecto.

Reglas para el coche

Reglas para el autobus

Revisado por: Kate M. Cronan, MD
Fecha de revisión: septiembre de 2010





Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.

© 1995-2014 The Nemours Foundation/KidsHealth. Todos los derechos reservados.





Bookmark and Share

Related Resources
Web SiteMedlinePlus informacion de salud Un servicio de la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU
Web SiteLa Administracion de Salud Mental y Abuso de Sustancias
Related Articles
Traer su bebé a casa Cómo estar preparados en cualquier circunstancia.
Seguridad en el coche y en el autobús Ir en coche o en autobús implica cierta responsabilidad: es necesario que viajes con seguridad. Afortunadamente, esto no es difícil.
Guía para padres primerizos Ya pasaron los nueve largos meses de embarazo y la conmoción del parto y nacimiento de su primer bebé. Es hora de marcharse del hospital y llevar su nuevo bebito a la casa. ¡Ahora, es cuando usted se da cuenta que hay mucho que aprender!
iGrow iGrow
Sign up for our parent enewsletter