Mitos y leyendas sobre el embarazo

Mitos y leyendas sobre el embarazo

(Pregnancy Myths and Tales)

La tecnología y la medicina han transformado la experiencia del embarazo de la mujer moderna. mujer de hoy. Las pruebas médicas prenatales pueden indicar el sexo de su hijo, la cantidad de líquido que hay en el útero, el peso prenatal de su bebé y muchos otros datos. Aunque dependemos cada vez más de la información diagnóstica, el embarazo sigue inspirando una serie de mitos y leyendas propias, a veces descabelladas y a veces completamente extrañas.

Leyendas sobre el embarazo: ¿Realidades o mitos?

Hay padres que ni en sueños faltarían a una cita prenatal, pero que frecuentemente se preguntan si tal vez la tía abuela acierte al predecir el sexo del bebé. ¿Por qué los padres elegirían hacer caso a los amigos y familiares que dan consejos sobre el embarazo no fundados en la ciencia médica?

En muchos casos, es divertido e inofensivo escuchar predicciones sobre el sexo del bebé o cuánto pelo tendrá. Tal vez la vendedora de una tienda de ropa infantil le diga que usted tendrá una niña porque usted tiene las mejillas rollizas y sonrosadas típicas de las futuras madres de niñas; en este caso, nada se pierde con escuchar cuántas veces ella ha acertado en sus predicciones.

En algunos casos, sin embargo, puede resultar perjudicial hacer lo que recomiende un mito o leyenda respecto al embarazo. Estos son algunos casos en los que debería tener mucho cuidado:

Mitos comunes sobre el embarazo

Los mitos sobre el embarazo pueden variar de una generación a otra y de una región a otra. Tal vez los mitos que su abuela en Tejas asegura que son ciertos difieran de lo que cree su tío en Alaska. Los siguientes son algunos de los mitos más comunes sobre el embarazo:

Mito: Pararse de cabeza después de tener relaciones sexuales puede aumentar la probabilidad de quedar embarazada.
Realidad: Algunos expertos dicen que acostarse durante 20 ó 30 minutos después de tener relaciones sexuales puede aumentar la probabilidad de concebir porque de esta manera los espermatozoides se mantienen dentro de su cuerpo, pero no se ha demostrado que pararse de cabeza ayude a la concepción. (Además, ¡podría dañarse el cuello al intentarlo!)

Mito: La forma y altura del vientre pueden indicar el sexo de su bebé.
Realidad: La creencia popular que afirma que si el vientre de la futura mamá está bajo, es un niño, y si está alto, una niña, simplemente no es verdad. La forma y altura del vientre están determinadas por el tono muscular y uterino y por la posición del bebé. Por esto, es posible que alguien crea que su bebé es un varón al ver que usted tiene el vientre bajo, cuando en realidad el bebé simplemente ha descendido hacia la pelvis porque se acerca el día del parto. ¿Cuál es la forma más exacta de determinar el sexo de su bebé? Hable con su médico sobre la posibilidad de realizar una ecografía.

Mito: La frecuencia cardíaca fetal puede indicar el sexo de su bebé.
Realidad: La frecuencia cardíaca fetal normal varía entre 110 y 160 latidos por minuto (lpm), aunque hay quienes creen que si la frecuencia es más rápida (normalmente, superior a 140 lpm), el bebé será una niña y que si es más lenta, será un niño. Pero no ha habido estudios que demostraran de manera concluyente que la frecuencia cardíaca sea un indicador del sexo del bebé. De todas formas, la frecuencia cardíaca de su bebé probablemente variará de una visita prenatal a otra, en función de la edad del feto y su nivel de actividad en el momento de la visita.

Mito: La forma y lo regordete de la cara durante el embarazo pueden indicar el sexo de su bebé.
Realidad: Cada mujer aumenta de peso de forma diferente durante el embarazo, y todas experimentan distintas alteraciones de la piel. Si le dicen que tendrá una niña a juzgar por su cara rolliza y sonrosada, es posible que tengan razón. ¡Pero es igualmente posible que se equivoquen!

En busca de la verdad

A lo largo de su embarazo, puede resultar divertido recopilar estas leyendas, y muchos libros de bebé incluyen secciones para anotar las predicciones. Sin embargo, para obtener consejos médicos sobre el embarazo, debería consultar primero a su médico. Por ejemplo, antes de confiar demasiado en el convencimiento de su madre de que el bebé es un niño, hable con su médico sobre la posibilidad de realizar una ecografía si quiere saber el sexo de su bebé.

Tenga en cuenta que el embarazo de cada mujer es diferente: su médico sabrá eso y le dará información específica según su situación médica. Ésta es información de la que no dispondrán sus amigos, familiares y los desconocidos del centro comercial cuando le cuenten sus leyendas sobre el embarazo. Así que disfrute de los cuentos, pero hable con su médico antes de hacer cualquier cosa que pudiera afectar la salud o el bienestar de su bebé.

Revisado por: Larissa Hirsch, MD
Fecha de revisión: octubre de 2013





Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.

© 1995-2014 The Nemours Foundation/KidsHealth. Todos los derechos reservados.





Bookmark and Share

Related Articles
Cómo prepararse para un parto múltiple En las últimas dos décadas, ha habido un increíble aumento en el número de partos múltiples en los Estados Unidos. Entre 1980 y 1997, el número de nacimientos de gemelos ha aumentado en un 52% y el número de nacimientos múltiples de trillizos o más bebés se ha cuadriplicado.
10 cosas sobre el embarazo que te sorprenderán Cuando acudas a tu primera consulta prenatal, tu doctor probablemente te abastecerá con cantidades de folletos que cubren todo tipo de examenes necesarios y aspectos tipicos de cada trimestre. Pero aunque tengas esta información, el embarazo puede tomar a cualquier futuro padre por sorpresa.
Cuidado de la salud durante el embarazo Durante el embarazo, es especialmente importante que se cuide. Recibirá consejos de todo el mundo -de su médico, sus familiares, los amigos, los compañeros de trabajo e incluso extraños- sobre lo que debe hacer durante el embarazo.
Centros de maternidad y servicios de maternidad hospitalarios Durante el embarazo se tienen que tomar muchas decisiones. Decidir qué pruebas prenatales le van a practicar, seleccionar al pediatra del bebé y decidir quién va estar presente durante el parto son algunas de las decisiones más difíciles que usted deberá tomar. Pero dónde va a dar a luz –se trate de un hospital o de un centro de maternidad– es una de las decisiones más importantes que deberá tomar antes del parto.
El primer día de vida Usted ha estado esperando por este día durante meses: Finalmente conocerá a su bebé recién nacido. Pero si usted es como la mayoría de los padres, no tiene una idea clara de cómo será este primer encuentro. Es una buena idea prepararse para lo que hará el bebé y cómo se verá la primera vez que lo conozca.
Calendario semanal del embarazo ¡Felicitaciones! El embarazo, tanto si lo está planificando como si ya está embarazada, es una época emocionante y una gran oportunidad para aprender sobre el crecimiento y desarrollo de su hijo.
El aspecto de un recién nacido: qué es normal El momento en que usted podrá ver, tocar o inspeccionar por primera vez a su recién nacido dependerá del tipo de parto que tenga, de su estado y del estado del bebé. Si tiene un parto vaginal sin complicaciones, deberían permitirle coger al bebé a los pocos minutos de dar a luz.
iGrow iGrow
Sign up for our parent enewsletter